pensamiento poesía

#Curvas

 Todo era curvo, tu lengua, mis dedos,
mis labios, tus senos, florecen torcidos
también mis deseos, los tuyos,
el sudor, los jadeos.

Miramos por la ventana, a las rectas avenidas
a las líneales azoteas,
los grises pavimentos
que acaban en ángulo recto.

Enroscados, evitamos todas las figuras,
los poliedros, evitamos el sentido,
que nos mira al otro lado del cristal,
intentando engullirnos.




Un comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: