Actualidad

#aislamiento

Hay golondrinas negras
anidadas y libres
en el soportal.

Colas de primera necesidad.
Y velos y trincheras
al recoger los pedidos.

Hay armaduras de plástico
y espadas de jabón de manos
contra la enfermedad.

Y vecinos en colas
que son líneas discontinuas
pintadas de astronautas con máscara
tan aislados que su sombra
les es extranjera.

Hay más trinos que palabras,
en casi silencio,
la raíz del espíritu
te mantiene cuerdo.

Volveremos pronto, golondrinas
quizás antes de que os marchéis
nos veáis despojados de miedo.

Regresados de la Luna,
de una guerra,
no seremos los mismos,
menos humanos, más golondrinas.

Un comentario

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: