#gallonegro

La poesía es un buen escondite
una ventriloquía deshojada de mis adentros,
un licor con los abuelos que ya no están
un río cantando con piedras de pastel de frambuesa.

Hay espacio para mí en una poesía
en los llanos de un verso
se adivina un pueblo que habita
todo lo que siento, lo que transitan los ojos
de dentro.

Te veo a tí de nuevo,
en un corral sin huevos
un gallo negro se levanta
pica gardenias que desfallecen.

Las ranas me recuerdan que aún es verano.

Escrito por

Autor de Microcuentos y poemas de metro para gente 3.0 y Los sueños siempre te observan

Me encantaría saber qué opinas. Deja tu comentario.